# SIERRA COLORADA

“Un refugio en el medio de la nada”

Provincia y Nación reniegan de uno de los reclamos de los grupos feministas, espacios de contención para mujeres que sufren violencia.

13/07/2017
Carolina González

(foto Municipio)

Desde hace tres años, en la localidad de Sierra Colorada, un refugio para mujeres que padecen situaciones de violencia está terminado, preparado para ser habitado pero sin funcionar, por desidia del gobierno provincial.

El edificio se construyó con un plan de obra pública con financiamiento del gobierno nacional, fue ejecutado por el municipio (quien además se encarga del mantenimiento) y debía ser gestionado por la provincia de quien depende la contratación de personal idóneo.

El edificio consta de “cinco departamentos, un salón de usos múltiples y un área administrativa. Tiene calefacción por radiación, aire acondicionado y está totalmente amoblado” asegura el intendente Fabian Pilquinao, quien ha estado en tratativas con el Consejo Provincial de la Mujer para que comience a funcionar.

“Galli (el Ministro de Desarrollo Social) quería hacer un centro de discapacidad para personas que viven solas y Azanza estaba de acuerdo. Yo necesito que empiece a funcionar, que se contrate personal, pero desde la provincia nos dicen que es muy difícil llevar profesionales desde el Alto  Valle, incluso que trasladar a mujeres desde diferentes lugares de la provincia no es viable”.

La lógica política es que no hay suficientes denuncias por violencia de género en la línea sur que ameriten el funcionamiento del lugar “estamos en contra de los refugios y la emergencia de género en la provincia”, aseguró Laura Azanza, Presidenta del Consejo Provincial de la Mujer en un auditorio lleno de funcionarios en la Legislatura rionegrina, cuando se presentó el Plan Nacional para la erradicación de la violencia de género.

“No hay denuncias porque las mujeres no tienen adónde ir, tienen que volver a sus hogares con el hombre que las maltrata”, razona Pilquinao.

(foto Municipio)

Los refugios son uno de los puntos que las agrupaciones feministas reclaman de manera recurrente a los gobiernos, para situaciones extremas de violencia.

Maria Fabiana Tuñez, la Presidenta del Consejo Nacional de la Mujer descalificó el Centro Asistencial de Sierra Colorada al afirmar que “hacen un refugio en el medio de la nada”, aunque afirmó que lo van a inaugurar a fines de agosto o principios de septiembre, antes de las elecciones legislativas.